¬ŅQu√© es la Ansiedad?

La ansiedad y el miedo son experiencias normales que todos tenemos de vez en cuando. El miedo surge de una amenaza externa identificable (p. Ej., Robo) y es una de las seis emociones b√°sicas. El miedo se considera esencial para la supervivencia porque nos prepara para la respuesta de lucha-huida en situaciones de riesgo inminente. Por otro lado, la ansiedad es un estado emocional desagradable que se acompa√Īa de nerviosismo y sensaci√≥n de inquietud. Por lo general, el miedo surge al mismo tiempo que se nos presenta el peligro (por ejemplo, cuando nos encontramos con un oso en el bosque). Mientras que la ansiedad puede aparecer al imaginar un peligro (ansiedad anticipatoria), despu√©s de que la amenaza ha remitido o sin una causa aparente. La ansiedad y el miedo suelen ir acompa√Īados de cambios f√≠sicos y de comportamiento.

Diferencias entre ansiedad y miedo

La Ansiedad viene acompa√Īada por diferentes tipos de cambios en el comportamiento, como querer tener la raz√≥n en una situaci√≥n o disputa). A medida que se producen cambios f√≠sicos, como hemos dicho, para preparar el cuerpo para luchar o huir. Como resultado, el coraz√≥n latir√° m√°s r√°pido, la respiraci√≥n se acelerar√° y nuestros sentidos se intensificar√°n. Estos cambios f√≠sicos son √ļtiles si tenemos que lidiar con un abusador, como en el ejemplo anterior, y se consideran adaptativos. Sin embargo, no ser√°n √ļtiles en otras circunstancias en las que la amenaza no es f√≠sica, como tener que pagar una hipoteca todos los meses. Para organizar las tareas del hogar, pagar facturas o encontrar trabajo, no necesitamos que nuestros cuerpos se preparen f√≠sicamente para luchar o huir. En aquellos casos en los que la ansiedad no asume una mayor probabilidad de supervivencia, es cuando se dice que es desadaptativa y puede convertirse en un trastorno mental.

Es necesario cierto grado de ansiedad en determinadas circunstancias. Por ejemplo, estar un poco nerviosos por un examen nos permitirá concentrarnos mejor en la tarea y estar motivados para hacerlo bien. Sin embargo, cuando la ansiedad sobrepasa un cierto umbral o persiste durante mucho tiempo, ya no se considera adaptativa. Esta situación marca el inicio de un trastorno de ansiedad, ya que comienza a causar angustia excesiva, malestar intenso y deterioro del rendimiento. Algunas personas tienen una mayor tolerancia a la ansiedad que otras, pero cualquiera puede desarrollar un trastorno de ansiedad. Para delimitar la línea que separa la ansiedad adaptativa del trastorno de ansiedad hay que mirar: la experiencia subjetiva del paciente, la interferencia en la vida diaria.

Tipos de ansiedad

La ansiedad se clasifica en varios trastornos de ansiedad, seg√ļn sus principales caracter√≠sticas. Entre los diversos trastornos de ansiedad, destacamos los siguientes:

Trastorno de p√°nico

Se caracteriza por ataques de pánico de corta duración, inesperados, recurrentes y extremadamente ansiosos. Entre ataques y convulsiones, el paciente suele presentarse con una gran preocupación y un miedo intenso a que el ataque de ansiedad se repita.

Agorafobia

Miedo y ansiedad ante un gran n√ļmero de situaciones en las que escapar puede resultar dif√≠cil o embarazoso. En casos extremos, esto puede provocar que una persona no abandone su hogar durante mucho tiempo.

Ansiedad

Fobia social

Miedo persistente a situaciones de exposici√≥n social por miedo a ser analizado por otros. Hay una gran verg√ľenza en ser valorado negativamente por otros o sentirse humillado.

Ansiedad

Fobias específicas

Son miedos a problemas específicos, generalmente relacionados con sangre, animales, insectos, espacios reducidos, medios de transporte, etc.

Ansiedad

Trastorno de ansiedad generalizada

Ansiedad y preocupaci√≥n excesiva ante m√ļltiples situaciones. Es un nivel de ansiedad bajo, pero continuo y sobre todo un factor de estr√©s bajo.

Ansiedad

Ansiedad por separación

Malestar excesivo y recurrente debido a la separaci√≥n de las figuras de apego o del hogar. Muy com√ļn en ni√Īos y ni√Īas.

Ansiedad

Todos estos trastornos de ansiedad, que se desarrollan en sus respectivos apartados, tienen dos caracter√≠sticas principales en com√ļn: miedo y preocupaci√≥n. En torno a estos dos s√≠ntomas principales giran en torno a otros s√≠ntomas que diferencian un trastorno de ansiedad de otro. A√ļn as√≠, no es raro que las personas con ansiedad cumplan con los criterios de diagn√≥stico para dos o hasta tres de estos trastornos de ansiedad. Hasta donde sabemos, ni la ubicaci√≥n anat√≥mica ni los neurotransmisores implicados diferencian un trastorno de ansiedad de otro. La diferencia puede estar en la naturaleza de la disfunci√≥n. Por tanto, en el trastorno de ansiedad generalizada, la disfunci√≥n es continua pero no aguda; en el trastorno de p√°nico, es grave, intermitente e inesperado; Y, en fobias (agorafobia, fobia social y fobias espec√≠ficas) se espera. Finalmente, la disfunci√≥n del circuito puede ser de origen traum√°tico, como en el trastorno de estr√©s postraum√°tico o en el trastorno de estr√©s agudo.

También se observa una superposición de síntomas entre los diferentes tipos de trastornos de ansiedad entre los trastornos de ansiedad y la depresión mayor. De esta forma, la diferencia entre ansiedad y depresión no siempre está bien definida, y en muchos casos es necesario un diagnóstico dual. Veamos un resumen de la distribución de síntomas:

  • S√≠ntomas exclusivos de ansiedad: estado de hiperalertia y tensi√≥n som√°tica.
  • S√≠ntomas espec√≠ficos de la depresi√≥n mayor: p√©rdida del inter√©s y la capacidad de disfrutar (anhedonia).
  • Superposici√≥n de s√≠ntomas de ansiedad-depresi√≥n: mal humor, insomnio, problemas de concentraci√≥n, excitaci√≥n mental, conductas de evitaci√≥n y fatiga.

La ansiedad tambi√©n est√° estrechamente relacionada con el insomnio y, en menor medida, con el trastorno obsesivo compulsivo (TOC). La dificultad para conciliar el sue√Īo es casi un compa√Īero inseparable de la ansiedad y, en muchos casos, debe abordarse espec√≠ficamente. Por otro lado, las personas con TOC a menudo tienen ansiedad, y las personas con ansiedad a menudo desarrollan s√≠ntomas obsesivo-compulsivos a pesar de que no cumplen con los criterios de diagn√≥stico suficientes para el TOC.

Las causas de la ansiedad

Como dije, el miedo es esencial para la supervivencia y lo experimentan todos los animales. Sin embargo, los trastornos de ansiedad no son adaptativos y no promueven la supervivencia. M√°s bien, los problemas cotidianos (salud, familia, trabajo, dinero y amigos) son las causas principales y pueden desencadenar ansiedad.

Hay trastornos de ansiedad en los que pesa más la vulnerabilidad genética (como las fobias específicas) y otros en los que pesa menos (como el trastorno de ansiedad generalizada).

Algunas afecciones médicas pueden causar ansiedad y deben descartarse primero. Por el contrario, las cuestiones de la vida cotidiana (salud, familia, trabajo, dinero y amigos) son las principales fuentes de preocupación y, potencialmente, pueden desencadenar ansiedad. A continuación, veamos cuáles son las principales causas de ansiedad.

Causas médicas de la ansiedad

La ansiedad puede exacerbarse o ser causada por diversas afecciones médicas, como:

  • Endocrinol√≥gicos: hipertiroidismo (actividad tiroidea excesiva), feocromocitoma (tumor de la gl√°ndula suprarrenal que provoca ansiedad e hipertensi√≥n arterial), hipercortisolismo (alto nivel de cortisol en sangre) o debido al uso de corticoesteroides.
  • card√≠acos: arritmias e insuficiencia card√≠aca.
  • pulmonar: asma y enfermedad pulmonar obstructiva cr√≥nica (EPOC), as√≠ como el uso de ciertos inhaladores para el asma.

El envenenamiento por ciertas sustancias y la abstinencia de otras también pueden causar ansiedad:

  • abuso de cafe√≠na.
  • intoxicaci√≥n con coca√≠na, anfetamina o cannabis.
  • abstinencia de alcohol, hero√≠na y metadona.

Causas psicológicas de ansiedad

No debemos olvidar que existen causas naturales para la ansiedad, sin embargo, es de suma importancia que asistamos a una cl√≠nica para descartar cualquier otro tipo de posibles circunstancias. No es raro que quienes busquen ayuda de la ansiedad por diferentes causas. Por este motivo, se recomienda que un psiquiatra realice al menos la primera valoraci√≥n de una persona con ansiedad. De esta forma, se pueden descartar causas m√©dicas y afinar el diagn√≥stico seg√ļn el tipo de ansiedad que presente la persona. Asimismo, el psiquiatra podr√° valorar la posibilidad de otros trastornos coexistentes, como TOC, insomnio, TDAH, drogadicci√≥n o depresi√≥n mayor, que suelen acompa√Īar a la ansiedad.

La ansiedad puede ser causada por m√ļltiples situaciones ambientales que el sujeto experimenta como estresantes. Perder a un ser querido, perder el trabajo, ser diagnosticado con una enfermedad grave, ser deportado o separarse son algunas de las cosas que causan ansiedad en casi todo el mundo. Sin embargo, hay m√°s personas preocupadas que sufren ansiedad por problemas que pueden surgir pero que a√ļn no han ocurrido. Otras personas se preocupan por enfermedades que no tienen (y probablemente nunca las tendr√°n) o por sufrir accidentes de tr√°fico. Algunas de estas personas desarrollan estos miedos despu√©s de pasar por experiencias traum√°ticas; mientras que otros parecen nacer preocupados. Esta preocupaci√≥n continua tiene, en parte, una base gen√©tica y se conoce como trastorno de ansiedad generalizada.

Cómo se diagnostica la ansiedad

Como acabamos de ver, la ansiedad puede producirse por diversas causas. Entre ellas, las causas médicas, que son las primeras en excluirse. Por ejemplo, un infarto de miocardio (ataque cardíaco) puede presentarse como ansiedad y presión en el pecho. En este caso, es fundamental realizar un electrocardiograma lo antes posible. Una persona con crisis hipertensiva (presión arterial muy alta) y ansiedad puede tener feocromocitoma. Idealmente, por lo tanto, la ansiedad debería ser evaluada por un psiquiatra. Tras la primera valoración, en muchos casos el propio psiquiatra o un psicólogo especializado en psicología clínica puede iniciar el tratamiento.

Una vez descartadas estas enfermedades físicas raras pero muy graves, procedemos a la valoración de cómo se ve esa ansiedad. El especialista investigará las siguientes preguntas:

  1. ¬ŅCu√°nto tiempo hace que sufre de ansiedad?

  2. ¬ŅCu√°ndo empez√≥ la ansiedad?

  3. ¬ŅQu√© tiempo puede durar la ansiedad?

  4. ¬ŅQu√© tan intensa es la ansiedad?

  5. ¬ŅMejora la ansiedad de alguna manera, y si es as√≠, en que forma?

  6. ¬ŅC√≥mo duermes con ansiedad?

  7. ¬ŅC√≥mo est√° usted?

  8. ¬ŅHas pasado por algo recientemente?

  9. ¬ŅTen√≠as algo similar?

  10. ¬ŅAlguien de tu familia sufre de esto?

Cada respuesta a las preguntas acerca de gran manera a la respuesta por la cual sufres ansiedad. Con lo cual, el responder de manera honesta es de suma importancia para llegar a una conclusión.

Cómo se trata la ansiedad

Cuando la ansiedad causa malestar o limita el funcionamiento diario de una persona, debe tratarse. En cuanto al tratamiento puede variar dependiendo de varios factores. Por ello, es muy importante que el profesional informe todas las posibles opciones de tratamiento y permita, siempre que sea posible, al paciente elegir la opción que considere mejor. El tratamiento de la ansiedad siempre debe ser realizado por un especialista en psiquiatría o psicología clínica.